SKYPE FOR BUSINESS DE MICROSOFT. LA NUEVA APUESTA INTEGRAL DE TIBOX PARA VIDEOCONFERENCIAS

Conocida hasta hace poco como Lynk, la experiencia de comunicación vía videoconferencias, hoy alcanza nuevos rumbos más ambiciosos, al unificar las comunicaciones de los usuarios personales y empresariales bajo una misma plataforma, con la seguridad y similitud que sólo Microsoft podría ofrecer.

Todos quienes tienen un pariente, un amigo o alguien conocido en el extranjero o en otra ciudad, saben que hoy la forma más moderna de comunicación, que combina voz e imagen es Skype. Popular entre los usuarios de internet, esta plataforma hoy también ha migrado hacia el mundo de los negocios, gracias a la extensión que ha hecho Microsoft de sus notables beneficios y que hoy TIBOX ha integrado a sus servicios de soluciones empresariales.

Con el nuevo Skype for Business de Microsoft, TIBOX busca ofrecer una experiencia única e integral, que permita a los usuarios y a las empresas poder tener experiencias similares bajo una plataforma especialmente diseñada para satisfacer sus necesidades. Rotulado inicialmente como Lync, este servicio de videoconferencias pasó a denominarse como Skype for Business a partir de inicios de este año y el cambio de nombre, aseguran en TIBOX, se ajusta a la estrategia de Microsoft de acuñar el concepto de “reinventar la productividad”, esta vez dirigida a todos y no centrándola solamente en el sector productivo. Para estos efectos, el gigante norteamericano ha unificado sus servicios de tal modo que tanto quienes se comunican con fines particulares, tengan la misma sensación y gratificación de servicio que quienes lo hacen desde sus empresas.

Un tema semántico

“Es crucial derribar las barreras semánticas que hoy dividen a los usuarios particulares de Skype y de Link en las empresas”, señala Gurdeep Pall, Vicepresidente corporativo de Skype en Microsoft. “Una pequeña o mediana empresa puede confundirse si debe elegir si le conviene más Lync o usar otra plataforma menos compleja”, señala el ejecutivo de Microsoft. “Para muchas empresas considerar usar Skype por su parte, puede sonar a algo más débil y casero, por ello estamos seguros que integrando ambos nombres en una marca consistente como “Skype for Business”, podremos ampliar a un amplio espectro nuestro servicio”, aseguró Pall.

En TIBOX ya están preparados para el nuevo escenario que reunirá a usuarios particulares y empresariales bajo una misma plataforma de servicios para sus comunicaciones de videoconferencias. De partida, el cambio será casi imperceptible, ya que la interfaz será la misma. Si bien serán dos aplicaciones diferentes, los usuarios de Skype y de Skype for Business mantendrán los mismos protocolos de excelencia técnica y lo único que los diferenciará será el hecho de que tendrán dos nombres de usuario diferentes en el mismo servicio.

Básicamente, aseguran en TIBOX, el cambio de marca se extiende a los servicios administrativos y servidores de negocio in situ. De hecho, el servicio tendrá la misma seguridad cumplimiento y control al que están acostumbrados actualmente quines usan el servicio de Lync de Microsoft, sólo que ahora disfrutarán la experiencia bajo el nombre de Skype for Business.

Misma plataforma, nombres distintos

Una de las novedades de esta nueva plataforma de comunicación de videoconferencia, es que ahora los usuarios podrán acceder al directorio de Skype desde la aplicación y buscar a cualquier persona en la red de Skype y no sólo a los clientes corporativos. De esta manera, explican en TIBOX, la unificación de las aplicaciones de videoconferencia bajo la cobertura de Skype refleja el enfoque que hoy quiere darle Microsoft a la mayoría de sus aplicaciones.

El nuevo servicio que antes era conocido como Lync, permite mantener conectado con otros usuarios de la empresa a través de diferentes vías de comunicación como mensajería instantánea, servicios de videollamadas y conferencias en línea. Estas últimas ofrecen una multitud de funciones que incluyen conferencias webs y audioconferencias, con usuarios de la organización y personas externas a la misma. Además, es posible compartir el escritorio de trabajo, tener pizarras en línea y realizar presentaciones con compañeros y expertos en tecnologías tanto dentro como fuera de la organización.

Es así como la transnacional norteamericana renombró a Hotmail como “Outlook.com” en el año 2012, dando a este formato de correo electrónico el mismo nombre de su aplicación de correo electrónico presente en todos los equipos fijos y portátiles cargados con su sistema operativo. Los servicios de almacenamiento en la nube de Microsoft también llevan nombres similares a Skype: OneDrive y OneDrive for Business.

Microsoft adquirió Skype en 2011 y en ese momento, no tenían claro la popularidad que alcanzaría esta plataforma de comunicación entre los usuarios en todo el mundo. Cuando se dieron cuenta de las masivas preferencias de la gente en lo que a videoconferencias se refería, usando esta aplicación, al momento de la unificación de las marcas, no dudaron en preferir el nombre de Skype por sobre el de Lync, algo que en Chile también lo está posicionando TIBOX.

Relacionados